Bolsas - Unagras

Tendencia: ¿El fin de las bolsas de plástico?

Los supermercados del mundo vienen dando un cambio bastante radical en un asunto que en primera instancia puede parecer poco importante, pero que tiene efectos diferentes en los consumidores. Las bolsas de plástico gratuitas para cargar la compra, pronto quedarán en el olvido.

¿El fin de las bolsas de plástico? Algunas cadenas de supermercados de España vienen cambiando sus políticas de entrega gratuita de bolsas de plástico y han comenzado a cobrarlas, no para ganar más dinero, sino para generar conciencia hacia la protección del medio ambiente.

Un gran porcentaje de clientes está de acuerdo con esta medida

La medida no nace realmente por una preocupación de parte del sector, sino por una imposición legal hecha en Real Decreto del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, en la cual se debe cobrar por las bolsas de plástico, salvo algunas excepciones. La medida tiene el objetivo de disminuir el consumo de bolsas en España, buscando frenar el impacto negativo que las mismas tienen en el medio ambiente, como una manera de contribuir a los acuerdos que se han establecido con diferentes organización internacionales.

En este sentido, los diferentes estudios llevados a cabo por grandes cadenas de supermercados han definido que un alto porcentaje de los clientes se encuentran de acuerdo con la adopción de esta medida.

La idea es que las personas traigan desde casa una bolsa reutilizable para la compra y no tengan que utilizar las bolsas desechables y de ese modo disminuirá el consumo del plástico.

¿Cuál es el objetivo de la normativa?

Hay tres objetivos fundamentales de esta normativa, entre los cuales se cuentan:

  1. Reducir el consumo de bolsas a solo 90 bolsas de plástico al año por persona, desde el presente hasta fin del 2019.
  2. El segundo objetivo se encuentra ligado a la reducción del uso de bolsas de 50 micras, el cual debería disminuir un 30% en base a las cifras de consumo de referencia, del año 2016.
  3. También se exige a los fabricantes un nuevo estilo de marcado de bolsas, en el cual se brinden instrucciones para el correcto reciclaje y mostrar información estadística de los resultados de la medida.

¿Cuáles bolsas deben cobrarse y cuáles no?

Todas deben cobrarse, pero existen algunos casos especiales que deben considerarse, a saber:

  • Las bolsas que resulten muy ligeras, es decir, aquellas de un espesor inferior a 15 micras pueden ser ofrecidas de manera gratuita, siempre que sea para el uso por cuestiones de higiene o para envasar productos a granel.
  • Las bolsas biodegradables y compostables, han de tener un precio inferior a cualquier otra bolsa de plástico estándar, según establece la norma.

Esta normativa tiene incidencia en toda clase de comercios, no solamente en los supermercados, y debe ser considerada también para los establecimientos que poseen plataformas de comercio electrónico y realizan entregas a domicilio. Toda España se ha venido adaptando a esta medida que busca la reducción del consumo de bolsas plásticas.